El uso de reseñas falsas como medio de autoengaño

Siempre me ha llamado la atención quienes utilizan tácticas no naturales para conseguir un resultado orgánico. Algo que no tiene mucho sentido para nadie, pero que no por ello deja de llevarse a cabo.

Tanto si se busca engañar a la plataforma digital como si lo que se intenta es dar una imagen de relevancia a los usuarios, el resultado siempre es el mismo. Un ejercicio de onanismo totalmente estúpido.

De hecho, el único engañado es el que pone en práctica estás tácticas, creyéndose muy pillo o espabilado. El autoengaño a través del uso de reseñas falsas se ha incrementado bastante últimamente.

Tanto si son positivas como negativas. O si se fuerzan entre familiares, amigos y conocidos, en un sentido u otro. Lo que se está transmitiendo para el resto de usuarios que ven las reseñas es una acción desesperada y falsa.

Y que esto se lleve a cabo con el único fin de conseguir un número final o media, a modo de medalla, todavía es peor. Las reseñas falsas o forzadas son muy evidentes.

Las plataformas habitualmente acaban baneando tanto a usuarios participantes como al establecimiento, beneficiario u hostigador. Algo por otro lado, totalmente lógico. Y los usuarios normalmente se dan cuenta cuando los comentarios no son naturales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.